¿Puedo nadar usando lentillas?

lunes, 1 de junio de 2015 de Vision Direct

Nadar con lentillas

El verano y las vacaciones están a la vuelta de la esquina, ¡mucha gente ya está preparando sus vacaciones! Muchos de nuestros clientes nos llaman en esta época del año para preguntarnos si pueden usar las lentillas mientras nadan. Por eso hemos creado esta pequeña guía que te ayudará a contestar a muchas de vuestras preguntas sobre nadar y el uso de lentillas.

Consejos para el verano para los usuarios de lentillas

¿Puedo nadar usando las lentillas? La respuesta corta es que deberías evitar usar lentillas cuando nadas. Las gafas de natación graduadas son una opción popular para los nadadores con problemas de vista, pero hay más opciones.

Gafas de natación graduadas

Opción 1: Gafas de natación graduadas

Las gafas de natación graduadas son una gran opción para nadar de manera segura. No son muy caras y te ofrecen la libertad de poder nadar con una vista nítida. Puedes comprarlas con una graduación fija o con una graduación que coincida con tu graduación de gafas. Si tienes astigmatismo, la segunda opción será la mejor para ti.

También puedes usar gafas de natación sin graduar bien ajustadas para proteger tus lentillas y tus ojos de las bacterias del agua. Las gafas también pueden prevenir que se te desplacen las lentillas bajo el agua.

Opción 2: Usa lentillas diarias

Si no puedes evitar el uso de las lentillas cuando nadas, la mejor opción es que uses lentillas diarias y las tires cuando termines de nadar. Desechando las lentillas reducirás el riesgo de contraer alguna infección causada por el agua o de que se te irriten los ojos y acabe en una infección. Es una buena idea echarte unas gotas en los ojos para ayudarlos a limpiar cualquier potencial bacteria una vez que has terminado de nadar. Si experimentas alguna incomodidad en los ojos después de nadar deberías contactar con tu óptico.

Cirugía laser en los ojos

No debes nadar con las lentillas si usas lentillas rígidas permeables, ya que debido a su forma rígida es probable que se muevan e incluso que se caigan al agua.

Opción 3: Cirugía láser

Si eres un nadador habitual y entusiasta del deporte, la cirugía láser puede ser la mejor opción para ti.

El procedimiento en sí mismo suele durar unos 30 minutos y ofrece una corrección permanente de problemas de vista como la miopía, hipermetropía y astigmatismo. De esta manera no tendrías que usar lentillas ni gafas nunca más ¡y podrás ver todo con perfecta claridad!

Por qué el agua y las lentillas no funcionan bien juntos...

El agua puede no parecer dañina pero contiene bacterias y virus que pueden ser peligrosos para los usuarios de lentillas si se quedan atrapadas en el ojo. La peor es la Acanthamoeba que se puede agarrar a la lentilla y causar una inflamación e infección.

El agua también puede afectar a la manera en que tus lentillas se adaptan a tu ojo, haciendo que te aprieten más o que se muevan, lo que causa incomodidad y que no seas capaz de ver bien bajo el agua.

Cinco consejos para viajar con lentillas este verano:

Lentillas en vacaciones
  1. Llévate el líquido para lentillas en los cómodos packs de viaje, que han sido diseñados para cumplir con las restricciones aeroportuarias y además te ahorras de cargar las pesadas botellas tradicionales.
  2. Llévate gotas para los ojos contigo. Las gotas son geniales para reducir las incomodidades propias del verano, como cuando te entra un poco de arena o suciedad en el ojo.
  3. Si vas a realizar un viaje largo, echa una gota en las lentillas antes de ponértelas, para mejorar el confort mientras las usas.
  4. Llévate un par de lentillas de repuesto en caso de que se te rompan o estropeen para poder cambiarlas.
  5. Y, por último, aunque no menos importante, acuérdate de proteger tus ojos de los dañinos rayos UV-A y UV-B usando gafas de sol.

Artículos que pueden ser de tu interés:

please wait