Rebajas de primavera: -5 % en TODO Código: SPR24

Monovisión con lentes de contacto: ¿en qué consiste?

Mujer no puede leer el texto en la caja de un producto alimentario

Las monovisión o visión combinada es una opción para corregir los problemas de enfoque derivados de la presbicia. Pero, ¿sabes de qué se trata exactamente y cómo se hace con lentillas? Antes de entrar en materia, te explicamos algunos elementos básicos para entender a la perfección este tratamiento con lentes de contacto que tanto interés suscita.

Qué es la presbicia

Para entender qué son y cómo funciona la monovisión, debemos empezar por el principio: ¿Qué es la presbicia?

Esta afección ocular, conocida por muchos como vista cansada, se trata de un defecto refractivo causado por la pérdida de elasticidad del cristalino. Cuando vamos cumpliendo años el cristalino va perdiendo su capacidad elástica provocando problemas para enfocar a diferentes distancias. El cristalino se vuelve rígido y pierde su capacidad de acomodación, generando una mayor complejidad a la hora de enfocar. Alrededor del 80% de las personas mayores de 55 años padecen este problema de la vista y debido a que está asociado al envejecimiento, no hay forma alguna de prevenirlo. Tal y como su nombre indica, la presbicia significa “ojo anciano” en griego. Sin embargo, sí que existen diferentes soluciones para garantizar una visión nítida a pesar de tener presbicia, entre otras, las lentillas monovisión.

¿Qué es la monovisión con lentillas?

Mujer sonríe mientras mirando a la pantalla de su ordenador portátil

Las lentillas adaptadas a monovisión son una de las opciones para poner solución a la presbicia. Este tipo de solución se basa en usar una lentilla para corregir la visión de cerca y otra para la corrección a larga distancia. La decisión de qué ojo debe llevar cada lentilla se debe realizar en función de tu ojo dominante. El cerebro humano suele prestar mayor atención a la información proporcionada por el ojo dominante, que a su vez, es el que se encarga de captar las imágenes de lejos. Por ello, el ojo dominante es el que utiliza las lentillas de lejos, de esta forma, la visión a larga distancia no se verá tan afectada. Por su parte, el ojo no dominante será el que utilice las lentillas de cerca.

El sistema de monovisión con lentes de contacto es una buena opción para evitar las gafas, sin embargo, implica un tiempo de acomodación hasta que tus ojos y tu cerebro se acostumbran, por lo que el periodo de adaptación de estas lentes suele ser más largo. Esta estrategia al final permite que el paciente vea bien de cerca y de lejos, aunque solo sea con uno de los ojos. El cerebro se habitúa a este modo de procesar la información y los usuarios en ningún momento llegan a ser conscientes de que, en realidad, captan las diferentes distancias solo por uno de sus ojos. Si padeces presbicia o vista cansada, acude a tu oftalmólogo y consúltale esta opción para saber cómo proceder con tu graduación de lentillas.

Formas de adaptar lentillas a monovisión

En función de tus necesidades visuales, tu oftalmólogo puede recetar diferentes tipos de monovisión con lentillas. A continuación, te explicamos los diferentes métodos:

  • Mini-monovisión: La mini-movisión suele ser una solución excelente para las personas que consideran que la monovisión estándar no les proporciona una visión de lejos nítida. En esta variación se añade una potencia de aumento inferior a la habitual a la lente de visión de cerca. Este tipo de monovisión es perfecta para aquellas personas que no necesitan tener una visión de cerca tan nítida en su día a día. Por ejemplo, alguien que pasa gran parte del día conduciendo, pero que en un momento en concreto necesita poder leer un menú o mirar el teléfono sin necesidad de utilizar unas gafas de lectura.
  • Monovisión modificada: este tipo de monovisión combina una lente estándar esférica para lejos y una lente multifocal en el otro ojo para la visión de cerca. Esta variante ofrece una visión nítida para la vista a larga distancia y una visión estándar para la vista de cerca, sin necesidad de usar gafas para actividades como trabajar con el ordenador.

¿Ventajas de las lentillas con sistema de monovisión?

Hay muchas opciones para poner solución a la presbicia, pero la monovisión destaca por ser una de las opciones más sencillas y baratas de todas:

  • La ventaja de la monovisión es que puede conseguirse con casi cualquier tipo de lentilla del mercado, no necesariamente unas lentillas progresivas que, por lo general, suelen tener un precio más elevado.
  • Para aquellos usuarios que padecen astigmatismo además de presbicia, la monovisión es una opción más sencilla que las lentillas tóricas multifocales, ya que podrás optar por lentillas baratas y de muchas marcas diferentes.
  • Si eres usuario habitual de una marca en concreto y comienzas a padecer presbicia, puede que incluso puedas seguir utilizando la misma marca sin necesidad de buscar otras lentillas.
Mujer leyendo un libro

Otras formas de ponerle solución a la presbicia

Gafas: Existen diferentes tipos de gafas para poner solución a la presbicia, desde las gafas bifocales, pasando por las gafas progresivas, incluso las gafas de lectura. Sin embargo, estas opciones tienen algunas desventajas, desde un precio elevado, la reducción de libertad a la hora de realizar algunas actividades o incluso la necesidad de llevar siempre dos pares de gafas encima.

Lentillas progresivas o multifocales: Estas lentillas, al igual que las gafas progresivas, ofrecen varios puntos focales, ofreciendo así diferentes correcciones para corta, larga y media distancia. A diferencia de las gafas, ofrecen mucha más libertad de movimiento y comodidad.